contadores de visitas

viernes, 22 de febrero de 2013

Operaciones militares en Malí lejos de llegar a su fin



Soldados del Ejército maliense toman posiciones en Gao (Efe)

EL UNIVERSAL
jueves 21 de febrero de 2013 10:40 AM
Gao, Malí.- La "fase final" de las operaciones militares contra los islamistas armados en el norte de Malí parece lejos de su fin, con la explosión de un auto junto a un campamento militar de soldados franceses y chadianos en Kidal, y nuevos combates en Gao.

En Kidal, a 1.500 km al noreste de Bamako, un vehículo pasó a toda velocidad hacia el suroeste de la ciudad, y "estalló a unos 500 metros del campamento ocupado por los franceses y los chadianos. Dos civiles resultaron heridos y se encuentran en el hospital", declaró un responsable municipal de Kidal, reseñó AFP.

La información fue confirmada por una fuente local de seguridad en Bamako.

Un funcionario de Kidal precisó que el conductor del vehículo era probablemente "un suicida" que quería atacar el campamento, "pero terminó estallando con su vehículo negro en un patio. Hubo un fuerte ruido" y el piloto murió en el acto.

Es la primera vez que se produce en Malí un intento de atentado con carro bomba.

Las fuerzas francesas habían tomado la noche del 29 al 30 de enero el control del aeropuerto de Kidal, exbastión islamista. Unos 1.800 soldados chadianos llegaron después para garantizar la seguridad de la ciudad.

Al norte de Kidal se encuentra el macizo montañoso de Ifoghas, donde se replegaron los combatientes islamistas armados, que los soldados franceses hostigan desde hace semanas con operaciones aéreas y terrestres.

Más al sur, en Gao, la mayor ciudad del norte de Malí, soldados nigerianos intercambiaron disparos la madrugada de hoy contra "unos 40 islamistas" armados, que lograron infiltrarse en la ciudad desde los pueblos circundantes, indicó una fuente militar maliense.

En los combates, que duraron varias horas, murieron tres islamistas, según esa fuente.

Los enfrentamientos continuaban hoy por la tarde en el centro de la ciudad, entre combatientes yihadistas y soldados malienses, cerca del ayuntamiento y del palacio de justicia, que estaba ardiendo.

La reportera vio también llegar a soldados franceses a modo de refuerzo.

"Nuestras tropas se enfrentan ahora a los yihadistas, cerca del ayuntamiento de Gao. Estos se han infiltrado en la ciudad, y nosotros estamos respondiendo", declaró el capitán Amadou Diarra, del ejército de Malí, interrogado desde Bamako.

El Movimiento por la Unidad y la Yihad en África del Oeste (MUYAO), el grupo islamista armado que controlaba Gao hasta el 26 de enero, cuando llegaron las fuerzas francesas y malienses, confirmó haber enviado combatientes a esa ciudad. 

"Nuestros combatientes entraron el miércoles en Gao", declaró hoy el portavoz del grupo, Abu Walid Saharaui.

"Nuestras tropas han recibido la orden de atacar. Si el enemigo es más fuerte, retrocederemos para volver con más fuerza, hasta la liberación de Gao", añadió el portavoz, sin precisar el número de combatientes enviados.

El martes, el presidente francés, François Hollande, declaró que la operación iniciada por su ejército el 11 de enero para parar y repeler a los islamistas que avanzaban hacia Bamako había entrado en su "última fase".

Según Hollande, el objetivo es "ir hasta el final, es decir la detención de los últimos jefes o grupos terroristas que permanecen en el extremo norte de Malí".

La operación francesa, junto con fuerzas malienses y de países vecinos, se ha visto acompañada de abusos de soldados locales contra personas acusadas de colaborar con los islamistas, según testigos y ONG de defensa de los derechos humanos.

Una de ellas, Human Rights Watch, pidió este jueves al gobierno de Bamako que actúe contra esos soldados.


http://www.eluniversal.com/