contadores de visitas

domingo, 28 de abril de 2013

Estados Unidos muestra su poderío





Ante las amenazas que Corea del Norte sigue lanzando, Estados Unidos y Corea del Sur incrementaron sus maniobras militares conjuntas dentro del ejercicio anual Foal Eagle, que ambos países realizan en el mar de la península de Corea.

El despliegue de modernos aviones y submarinos estadounidenses, con capacidad nuclear, constituye una exhibición del inmenso poderío militar del país americano.

Los cazas furtivos Raptors F-22, los bombarderos B-52 y los B-2, así como los helicópteros UH-60 Black Hawk, son solo algunas de las armas de guerra desplegadas.

28 mil marines

Además, Estados Unidos colocó en “lugares estratégicos” del Pacífico los barcos destructores “USS Decatur” y “USS McCain” para responder a “cualquier amenaza “misilística” de Corea del Norte.

Este hecho ha provocado las iras del dictador norcoreano Kim Jong-un, quien exige el cese inmediato de las maniobras.

Pero Estados Unidos y Corea del Sur no han dejado de ejecutar los ejercicios en que participan 28 mil 500 marines estadounidenses.

Sobre todo, ante la evidencia de que Corea del Norte realizó una tercera prueba nuclear en febrero.

“UN LADRÓN”

El Foal Eagle concluirá este martes 30 de abril, fecha tras la cual se espera que se puedan reanudar las conversaciones para la desnuclearización de Norcorea.

“Si Corea del Norte se sienta en la mesa de negociaciones con Estados Unidos, tiene que ser un diálogo entre estados con armas nucleares, no un lado forzando a otro a desmantelar sus armas nucleares”, ha dicho el diario oficial del Partido de los Trabajadores de Corea del Norte, Rodong Sinmun.

Para Norcorea, la exigencia estadounidense es como “la de un ladrón que le dice a otro ladrón que deje de robar”, algo que, afirma Rodong Sinmun, “solo hace un idiota”.