contadores de visitas

lunes, 3 de junio de 2013

El armamento nuclear mundial se redujo un 9 % por retirada de armas obsoletas


Copenhague, 3 jun.- El armamento nuclear mundial se redujo un 9 % el último año debido a la retirada de armas obsoletas, según el informe anual presentado hoy por el Instituto Internacional de Estudios para la Paz de Estocolmo (SIPRI).

Las ocho potencias nucleares -EE.UU., Rusia, Reino Unido, Francia, China, India, Pakistán e Israel- poseían a principios de este año 17.265armas nucleares, frente a las 19.000 de 2012, en gran parte también por los acuerdos entre los dos primeros países dentro del Tratado de Reducción de Armas Estratégicas (START III).

Del total de cabezas nucleares, estaban operativas 4.400, de las que 2.150 pertenecen a Estados Unidos y 1.800 a Rusia.

Los cinco estados reconocidos legalmente como potencias nucleares -China, Francia, Rusia, Reino Unido y EEUU- "están o desplegando nuevos sistemas nucleares o han anunciado programas para hacerlo, y parecen decididos a mantener sus arsenales nucleares de forma indefinida", destacó el informe.

Y tanto India como Pakistán están también expandiendo sus reservas de armas nucleares.

"Una vez más hay pocos motivos para esperar que los estados que poseen armas nucleares tengan voluntad genuina de renunciar a sus arsenales", señaló en un comunicado Shannon Kile, experto del SIPRI.

Según Kile, los programas de modernización a largo plazo de estos estados "sugieren que las armas nucleares son aún un marcador de estatus internacional y de poder".

El anuario de este instituto con sede en Estocolmo resaltó también la caída en un diez por ciento que en 2012 experimentó el número de soldados desplegados en operaciones internacionales, hasta 233.642, más del doble que en 2003.

La razón principal del descenso es la retirada de las fuerzas internacionales en Afganistán.

El SIPRI incidió además en que 2012 había sido un año "decepcionante" para quienes apoyan la Convención de Municiones de Racimo, ya que no se logró convencer para sumarse al tratado a grandes productores como EE.UU., Rusia, Brasil, China, Egipto, India, Israel y Corea del Sur.



(Agencia EFE)