contadores de visitas

martes, 9 de abril de 2013

Antigüedad del reactor de Dimona preocupa a científicos israelíes


Los investigadores creen que el reactor de Dimona, situado en el desierto del Néguev en Israel, que inició sus actividades el año1964, es una amenaza para el medio ambiente. 


Uzi Even, ex miembro del parlamento del régimen israelí y profesor de Física Molecular de la Universidad de Tel Aviv y experto en Energía Nuclear, cree que este antiguo reactor debe cesar sus actividades. 

No obstante, en la Comisión de la Energía Atómica de Israel (CEAI) opinan que este reactor tiene los estándares internacionales y que existen reactores similares en el mundo que tienen incluso más antigüedad y continúan sus actividades de forma segura. 

Después del accidente nuclear de Fukushima, ocurrido en la Central nuclear Fukushima el 11 de marzo de 2011, ha aumentado las preocupaciones respecto a reactores antiguos. 

La CEAI dice que los reactores investigativos utilizan menos energía en comparación con los reactores para generar energía, así que si ocurre algún incidente, causando fuga radioactiva, el riesgo de Dimona será diez veces menor que lo de Fukushima. 

Mientras tanto, durante los últimos años, este reactor casi ha triplicado sus actividades destinadas a la generación de energía. 

Sj/rh/ab/