contadores de visitas

viernes, 15 de marzo de 2013

Pájaros del mar


Detenido un marinero por el robo de 12.000 kilos de cable en la base de Rota

La Flotilla de Aeronaves de la Base Naval de Rota cuenta con seis
escuadrillas que dotan de medios aéreos a la Armada española. Participan
en misiones de vigilancia, defensa, logística, inmigración y otro tipo de
actividades y cuentan con más de 60 aeronaves, de seis modelos diferentes,
y los medios aéreos más modernos para operar en mar abierto. Actualmente,
más de 900 personas trabajan en estas seis escuadrillas en Andalucía.
La Base de Rota cuenta además con una de las pistas de aterrizaje más
largas, con unos 4 kilómetros de longitud, con la particularidad de estar
situada junto a un puerto naval, una característica que la convierte en una
instalación estratégica y única en Andalucía.
 DEFENSA Y SEGURIDAD A+A
A+A
Pájaros del mar
Es popularmente conocida como
una Base Militar norteamericana.
Sin embargo, la Base Naval de
Rota, en Cádiz, tiene también una función estratégica muy importante para el
Ejército español desconocida por la mayoría de la población. Aunque parte de
los terrenos de estas instalaciones están
cedidos para su uso a las Fuerzas Armadas de los EEUU, el Ejército español tiene
destinado en este emplazamiento a diversas unidades vinculadas a la Armada.
Entre estas unidades, se encuentra la
Flotilla de Aeronaves de la Base Naval de
Rota, un escuadrón que cuenta con seis
escuadrillas y más de 60 aeronaves que
dotan de medios aéreos a la Armada española. Seguridad, defensa, inmigración
o vigilancia contra incendios son sólo algunas de las misiones que realizan estas
escuadrillas, encabezadas cada una de
ellas por una aeronave diferente capacitada para realizar determinadas tareas.
De todas ellas, la estrella es, sin duda, el
Harrier, conocido popularmente por ser
el único avión de combate capaz de despegar de forma vertical.
A pesar de ello, cada uno de los helicópteros y aviones de la Flotilla tiene su
importancia y es una pieza fundamental
en el desarrollo de las tareas que le son
encomendadas. La Sexta Escuadrilla
está encabezada por diez helicópteros
HUGHES 500, cuya velocidad máxima
son 130 nudos, por lo que su misión consiste en tareas de enseñanza, observación y enlace.
Le siguen en envergadura la Tercera
Escuadrilla, formada por nueve helicópteros Augusta BELL 212 dedicados a apoyo logístico y actuaciones de protección
en el desembarco y misiones navales; y
la Cuarta Escuadrilla, compuesta por tres
aviones CESSNA Citation II que están
destinados, sobre todo, al transporte de
altos cargos, logística y reconocimiento.
Y llegamos a los tres pesos pesados de
la Flotilla. El primero de ellos conforma la
Quinta Escuadrilla. Se trata de once helicópteros Sikorsky 61 SHD3, que alcanzan una velocidad máxima de 110 nudos.
Una de sus principales capacidades es el
asalto anfibio y la guerra naval especial,
aunque también desarrollan actividades
logísticas y de guerra antiaérea. El capitán
de Navío de la Base de Rota, Javier García
Rupérez, responsable de la Flotilla de Aeronaves, destaca además de este helicóptero que cuenta “con un radar especial de
alerta temprana de ataques aéreos pegados al agua contra la fuerza naval”.
La Décima Escuadrilla, formada por doce
SH-60N SEA HAWK, representa los helicópteros más modernos y tecnológicamente
más avanzados de la Flotilla. Según el capitán de Navío García Rupérez, este tipo
de helicópteros “dispone de un sistema de
comunicación especial con el barco y están
preparados para realizar aterrizajes en un
portaviones, incluso con mal tiempo”.
Y, por último, aunque una de las más
importantes, la Novena Escuadrilla, que
dispone de 17 aviones AV-8B Harrier II,
el único avión que realiza el despegue de
forma vertical, lo que lo hace ideal para
portaviones, incluso de pequeño tamaño,
ya que no necesita de mucha distancia de
pista para despegar. Los Harrier realizan
misiones de ataque al suelo, defensa aé-
rea y reconocimiento, es decir, son el caza
de combate de la Armada.
La existencia de todas estas aeronaves
hace fundamental la labor de lo que se conoce como Segundo Escalón de Mantenimiento, una unidad encargada del mantenimiento de los aviones y helicópteros de
la Flotilla. Esta unidad desarrolla pruebas
en banco de todos los motores, bancos
DEFENSA Y SEGURIDAD A+A 7
A+A
A PIE DE PISTA
La Base Naval de Rota es una instalación española de utilización
conjunta sometida a un convenio
bilateral entre España y el Gobierno
de los EEUU. El primer convenio se
firmó en el año 1953 y en 1976 se
revisó, elevándose a rango de tratado. El mando de la Base lo ostenta
un Almirante de la Armada española. Las Fuerzas americanas destinadas en la Base están bajo el mando
de un capitán de Navío.
La Base tiene una superficie aproximada de 2.300 hectáreas, con un
perímetro de 26 kilómetros y un
frente marítimo de 6.000 metros.
Las instalaciones cuentan con 5 zonas diferenciadas: zona portuaria,
zona de combustible, polvorines,
aeródromo y zona residencial. En
la Base existen tres muelles para el
atraque de buques.
El aeródromo se sitúa en el centro
de la Base y consta de una pista
principal de 3.690 por 61 metros,
una calle de rodaje de 3.690 por 23
metros y una pista de arrastre de
1.424 por 23 metros.
La torre de control es de utilización
conjunta bajo supervisión española, con controladores españoles y
americanos. Hay una zona de aparcamiento para aeronaves americanas, junto a la terminal de aeródromo, y otra de uso exclusivo español
y tercera nacionalidad en las instalaciones del Helipuerto. En esta
zona se encuentra la pista visual de
helicópteros, con unas medidas de
348 por 40 metros. A+A
automáticos de prueba, ingeniería de dise-
ño e integración de modificaciones, mantenimiento de misiles o repuestos, entre otras
funciones.
En esta labor cuentan con el apoyo de diversas empresas, cuyos técnicos trabajan
en la propia Base Naval, como Eurocopter,
EADS-CASA o Lockeed Martin.
Además de la presencia de estas seis
escuadrillas, las instalaciones aeronáuticas
de la Base de Rota destacan por contar
con una de las pistas más largas de Espa-
ña, con unos 4 kilómetros de longitud. Una
característica que, sumada al hecho de
que cuenta con un puerto naval, convierten
a este emplazamiento en una instalación
estratégica y única en Andalucía.
En las seis escuadrillas que forman la
Flotilla de Aeronaves trabajan actualmente
unas 900 personas, incluyendo también al
personal encargado del mantenimiento de
las aeronaves.
La Flotilla participa actualmente en múltiples maniobras estratégicas a nivel europeo y han participado en misiones en Irak
y en el Líbano. Los helicópteros de la Sexta
Escuadrilla, los HUGHES 500, han colaborado también, los dos últimos veranos, en
tareas de control de incendios en Galicia.
Respecto a la relación de la Base con
las Fuerzas Armadas estadounidenses, el
capitán de Navío explica que la presencia
norteamericana está basada en “una cesión de uso de las instalaciones para actividades de apoyo”. No obstante, García
Rupérez aclara que actualmente “los americanos ya no tienen ningún avión basado
en estas instalaciones, aunque Rota continúa siendo una base muy importante para
ellos, porque la utilizan como estación de
reportaje para los Galaxy antes de proseguir hacia Oriente Medio”


http://www.aeropolis.es/opencms/export/sites/aeropolis/es/modules/revistas/adjuntos/AERONAUTICA-05.pdf